ImageEsta semana se han cumplido diez años del atentado, o cadena de atentados del 11-M. ¿Y bien? ¿Se hizo justicia? ¿Se dictaron sentencias justas y se ajusticiaron a los verdaderos culpables de dichas atrocidades, o fue todo un montaje?

Veamos:

-¿Por qué se achatarraron tan pronto y sin esperar al juicio los trenes afectados? ¿Quién firmo dicha orden?¿ No obliga la Ley de enjuiciamiento criminal a conservarlos hasta que se realice el juicio?. Para colmo, según ciertos inventarios, después de achatarrar los restos faltaron más de 90 tn de material. ¿90.000 kilos?¿Quién se los llevó?¿ Se vendieron en el mercado negro de metales?¿ O se hicieron desaparecer? Imaginen por un segundo que la pistola supuestamente usada en un crimen, desapareciese durante el transcurso del correspondiente juicio. ¿Qué se diría de la policía? 

-¿Cuál fue el explosivo utilizado? ¿Por qué se duda tanto de lo peritado?

-Pensemos un instantes: para planear, planificar, organizar y ejecutar un atentado de estas características es necesario del concurso de muchas personas, con mucho tiempo, o sea dinero, para controlar las cámaras de seguridad sin ser grabados, vestirse de muy diferentes maneras para no ser reconocido por nadie, y realizar numerosos viajes por los trayectos donde se atentó para planificar su llegada, y lo más importantes, su huida. ¿Cómo lo hicieron sin ser ni vistos ni reconocidos por nadie? ¿Ni tampoco grabados? ¿A ver, pero no trapicheaban o menudeaban con drogas?, no revendían teléfonos móviles, no eran ex-mineros? ¿Dónde está su preparación militar? ¿Dónde su preparación en explosivos?¿ Y cómo sabían del manejo de explosivos?¿Acaso es tan fácil organizar un atentado así?¿Es tan sencillo robar explosivos en España? ¿Dónde se venden los detonadores? Seguro que en la tienda de la esquina.

De todo ello se deduce que es difícil aceptar como verdaderos culpables a cuatro malhechores de poca monta. Resulta casi un acto de fe admitir que ellos fueron los maquinadores, organizadores y ejecutores de tal matanza y con tanta profesionalidad.

¿Cuándo se sabrá la verdad? Pensemos: a Prim le asesinaron en 1868 y aún se duda de la intervención de Serrano o no, el magnicidio de Kennedy fue en 1963 y no hay nada concluyente, y luego está el vuelo de Carrero Blanco, el asesinato de Olof Palme, el Papá que reinó durante 33 días, el banquero del Vaticano asesinado en Londres, todos ellos hechos acaecidos hace más de treinta años y con resultados dudosos. 

Y una última pregunta, ¿quién se benefició de este atentado?, o planteándola de otra manera, ¿cuál era el beneficio de tanta porquería?

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s